La Virgen del Valle es
La Patrona de la gente de mar. Al oriente del país, los pescadores devotos le piden su amparo, antes de salir a sus faenas en el mar. También lo hacen muchos marinos en el occidente, principalmente en el Estado Zulia, donde la tradición emigró desde Nueva Esparta, con los margariteños que dejaron la isla para trabajar en la naciente industria petrolera. El día de la Virgen es el 8 de septiembre, día en el que su imagen llegó a Margarita proveniente de Cubagua, luego del terremoto que destruyó Nueva Cádiz en el siglo XVI. El 8 de septiembre es celebrado por multitudes de fieles que viajan a El Valle del Espíritu Santo, donde se encuentra la Basílica dedicada a la Patrona de Oriente. Es una conmemoración muy criolla que dura varios días, en una mezcla de festividad y profundo fervor religioso que impulsa el peregrinaje de miles de margariteños dispersos por el mundo entero. En estos días, la Virgen baja de su nicho y sale en procesión vestida con trajes de minuciosa y complicada elaboración hechos cada año para la ocasión.